Viernes 18 de Abril del 2014

budismo.com Centro Budista de la Ciudad de México
      Aclarando los principios y las prácticas del Budismo en el mundo.

Listado de noticias

Agosto, 2007
El proyecto Maitreya

En 1995, la Fundación para la Preservación de la Tradición Mahayana (fptm), una organización budista tibetana, anunció un interesante proyecto cuyo máximo atractivo es la construcción de una estatua de Maitreya, el buda que en el futuro vendrá a mostrar el camino para lograr la paz y la liberación.

El espacio propicio para sembrar la semilla de amor y bondad
En un principio se pensó en ubicar el desarrollo de dicho proyecto en la población de Bodh Gaya, pero fue necesario considerar otros lugares, debido a que esa localidad se caracteriza por ser un sitio conflictivo y con un índice de pobreza muy marcado, razón por la cual se consideró que podría resultar poco factible para el resultado esperado.

El nuevo sitio elegido para ubicar el magno desarrollo arquitectónico y espiritual es una zona de 750 acres, en Kushinagar, al norte de la India, un importante sitio de peregrinación porque fue ahí donde el Buda abandonó su cuerpo y se fundió en el nirvana. Ya los dirigentes del proyecto trabajan junto con los gobiernos locales, regionales y estatales de Uttar Pradesh en la denominada “Zona de Desarrollo Especial”.

Una altura impresionante
Es en este punto donde ahora se planea erigir un símbolo de las perfectas cualidades del amor y la bondad para inspirar y beneficiar al mundo. La estatua tendrá una altura de 152 metros, que equivale a la talla de un edificio de 50 pisos. Se ha estudiado con mucho cuidado la elaboración de esa estatua de bronce, porque deberá soportar climas extremosos, fuertes lluvias y vientos. Asimismo, la intención es que la elevada imagen que destacará en el corazón del parque que se planea construir en torno a ella tenga una longevidad de, por lo menos, mil años, tiempo que se desea, contribuya a respaldar el trabajo espiritual y social del proyecto.

La meta es la transformación de nuestro corazón
Pero el objetivo no es la mera construcción de la estatua. Como bien lo señaló el Director espiritual del Proyecto Maitreya, Lama Zopa Rimpoché, la sublime imagen será el medio para lograr la verdadera meta, que es ayudar a tantas personas como sea posible y por tanto tiempo como se pueda. Se espera que su efecto sea de transformación.

El Proyecto Maitreya tiene como base la certeza de que la paz, tanto interior como exterior, está sujeta a una relación de causa y efecto y que son el amor y la bondad los que conducen a los individuos, las familias, las comunidades y los países a alcanzar la paz. Los organizadores están convencidos de que alcanzar la paz es nuestra responsabilidad y que eso se conseguirá cuando aprendamos a interesarnos en el prójimo y desear su felicidad. Afirman que la construcción de la estatua creará las circunstancias directas e indirectas para el mejoramiento de la economía y para propiciar una renovación social y espiritual. 

Impresionante despliegue de arquitectura y buenos propósitos
El trono en que se sentará Maitreya será un edificio que contendrá un museo, biblioteca, teatro, salas de meditación y exhibición de reliquias, entre otros fines. Asimismo, en el parque que albergará el conjunto habrá un monasterio para monjes y otro para monjas, fuentes, jardines y otras instalaciones.

Beneficios para la comunidad
Durante la construcción del complejo se dará empleo a cientos de personas y muchas otras encontrarán trabajo también atendiendo los servicios que se requerirán durante ese lapso. Posteriormente, serán miles los que se beneficien con las fuentes laborales que se abrirán para efectos de la manutención del parque, así como para efectos turísticos, en el aeropuerto y los hoteles y, por supuesto, en las escuelas y el hospital que se tienen visualizados como parte medular de este gran proyecto.

La Fundación ha puesto en marcha ya un servicio que da atención gratuita a 500 estudiantes de familias de escasos recursos en la Escuela del Proyecto Maitreya para la Educación Universal, en Bodh Gaya. Este centro no sólo se enfoca en los logros académicos, sino también, de un modo muy especial, en el desarrollo ético y espiritual. Se trata de un programa piloto que se irá expandiendo con el tiempo, al igual que la apertura de un hospital, con lo cual se espera cubrir dos necesidades básicas de la población: educación y salud.

Los fundadores
Los tres principales fundadores del Proyecto Maitreya son el lama Thubten Yeshe, el lama Thubten Zopa Rimpoché y Osiel Hita. El primero de ellos murió en 1984, pero fue él quien tuvo la idea de construir una gran estatua que inspirara las cualidades del amor y la bondad. El segundo es el actual director de la fptm y el tercero es, justamente, aquel famoso niño, hijo de padres españoles, que fue reconocido como la reencarnación del lama Thubten Yeshe.

El costo del proyecto
Cuando se anunció por primera vez, el costo estimado de la estatua era de 5 millones de dólares, pero actualmente se cotiza en 195 millones. La suma total que se espera recaudar para llevar a cabo el conjunto completo, que contempla los programas de educación y salud, más el desarrollo del espacio de 750 acres, es de 250 millones de dólares. La fundación, por supuesto, sigue recibiendo los donativos que llegan de todas partes del planeta.

El nombre de Maitreya se deriva del sánscrito “maitri”, que significa “amor universal”. En su infinita compasión, los budas procuran guiarnos para que alcancemos la madurez espiritual. Se dice que, en un futuro, Maitreya se manifestará para inspirarnos a practicar el camino de la virtud. Lo cierto es que la sola promesa de su futura presencia ya alienta valiosos esfuerzos por ayudar a traer paz y bienestar a los seres de este mundo.

Fuentes: www.maitreyaproject.org y Dharma Life, n° 15, primavera 2001.

 

lo nuevo en Budismo.com

 

Centro Budista de la Ciudad de México

D.R. 2009 Centro Budista de la Ciudad de México A.C.
Jalapa 94 Col. Roma Norte Del. Cuauhtémoc Código Postal 06700, México D.F.
Teléfonos: 5525 4023 / 5525 0086
aobo@budismo.com Nuestra Política de Privacidad